Generalmente, cuando salimos de compras y de acuerdo a lo que necesitemos, visitamos las tiendas que mejor se ajusten a lo que buscamos, así como a nuestro presupuesto.

decompras

Desde hace un par de décadas hasta nuestros días, se ha gestado una nueva modalidad, que nos ofrece una experiencia muy diferente.

En estos días, perfectamente podemos realizar compras desde nuestra casa, a la hora que lo necesitemos.

Sí, la tecnología ha permitido el desarrollo de diferentes aparatos, con los que la gran mayoría de nosotros contamos, como una computadora o teléfono celular conectados a internet y junto con la  diversidad de servicios, podemos perfectamente comprar vía electrónica.

No es necesario salir de casa, no estamos atados a un horario, no importa si es un día feriado y mejor aún, no estamos limitados al hecho de que se encuentre en nuestra ciudad, país o continente.

Lo único que necesitamos es saber en dónde comprar, ¡y listo!

La experiencia ante las compras en internet poco a poco van ganando confianza e introduciéndose más al estilo de vida de las personas.

Existen sociedades en las que es normal y natural pedir el súper a través de una llamada telefónica o comprar un aparato al otro lado del mundo vía internet.

compra-internet

Esto, por supuesto, es muy bueno, porque en vez de ir de un lugar a otro para ver en dónde comprar, sólo realizas las búsquedas en tu computadora y ella investiga por ti; al usuario solo le resta decidir y concluir con el pago.

Son experiencias diferentes, sí, que a muchos aún les cuesta trabajo, ya sea confiar en la tecnología o en el servicio del otro lado. Sin embargo, ante las grandes distancias que suelen existir en las ciudades y los tiempos tan reducidos que se llegan a tener por el trabajo, están modificando la experiencia de las compras.

Además, las mismas empresas offline, las que podemos tocar y visitar, están conscientes de que esta es “la tendencia”, por lo que ellos mismos han abierto su “tienda virtual” para atender a sus clientes.

De esta forma, las empresas que vemos a nuestro alrededor también estarán poco a poco migrando su presencia a internet para atenderte de forma digital.

Es claro que sólo hay que abrir nuestra mente ante esta nueva forma de comercio. Las mismas empresas y toda la industria alrededor de ellas están buscando que la experiencia sea más placentera, cómoda y especialmente segura para sus clientes.

Así que sólo falta perderle el miedo e ir poco a poco surfeando en esta forma digital para comprar ciertos productos.

En este sentido, hace poco mi abuelita quedó maravillada con esta nueva forma de comprar.

Cuando la fui a visitar me dijo que si la llevaba a una tienda de colchones, porque ya quiere jubilar el suyo. Sin embargo, la noté un poco cansada como para salir a realizar la visita de “las siete casas”.

Le dije que por qué no hacíamos una búsqueda virtual para elegir su colchón. Ella volteó dulcemente y me vio con unos ojitos que me dijeron “Muchacho ladino, ¿qué es eso?”.

Así que en lugar de explicarle, mejor saqué mi laptop y le mostré.

colchones-viscogel

En la búsqueda coloqué la frase “mejores colchones en México” y como sabrás, salieron los primeros 10 enlaces y publicidad de pago para comenzar la investigación.

Después de leer las novedades y evolución que han tenido los colchones e identificar al mejor “postor”,  llevé a mi abuelita directo a la tienda para que probara su próximo colchón.

La compra bien la pudimos hacer vía internet y esperar a que llegase a casa, mas mi abuelita deseaba sentirlo primero. Así que al llegar a la tienda y probarlo en su Show Room, quedó maravillada y acto seguido lo compramos.

Como verás, las cosas en cuanto a búsqueda de información, venta y compra de productos se está facilitando cada vez más y esto modifica también las experiencias de consumo.